jueves, 28 de noviembre de 2013

Cuando Jesús se Tarda. Juan 11.


VER VÍDEO.
Vamos a mirar una historia normal de una familia que ama a Jesucristo. Es decir de una familia cristiana compuesta en este caso por tres hermanos.
Un día uno de ellos llamado lázaro amaneció enfermo. V 1 “Estaba entonces enfermo uno llamado Lázaro, de Betania, la aldea de María y de Marta su hermana
Las hermanas de lázaro confiaban mucho en Jesús ellas sabían que el amaba a lázaro por eso no dudaron en mandarlo a llamar. V 3 “Enviaron, pues, las hermanas para decir a Jesús: Señor, he aquí el que amas está enfermo.
Muchas veces no entendemos, si Dios nos ama tanto entonces porque nos pasan cosas que no nos agradan. Enfermedades, pobreza, pleitos con los que amamos etc.
La razón es muy sencilla a través de esas cosas Dios se glorifica y se da a conocer. V 4 “Oyéndolo Jesús, dijo: Esta enfermedad no es para muerte, sino para la gloria de Dios, para que el Hijo de Dios sea glorificado por ella
Las hermanas de lázaro estaban seguras que de Jesús los amaba a todos ellos como familia. V 5 “Y amaba Jesús a Marta, a su hermana y a Lázaro.” Nosotros también debemos estar muy seguros del amor de Jesús para con nosotros. El nos ama tanto que no le importo morir por nosotros.
Jesús amaba mucho a lázaro, imagínese usted que haría si le llega la noticia de que la persona que más ama está enferma… ¡Sí! Seguramente saldría corriendo a verla y más si sabe que usted la puede sanar. Pero ¿sabes qué? Jesús no hiso eso, el por lo contrario se demoro dos días más. V 6 “Cuando oyó, pues, que estaba enfermo, se quedó dos días más en el lugar donde estaba.
Imagínate como se sentiría maría y Martha al saber que su amigo Jesús tardaba no llego de manera inmediata como ellas lo esperaban. Que decimos tú y yo cuando Jesús no responde a nuestro clamor en el momento en que no nosotros queremos. En muchos llega el desanimo, el reclamo, la murmuración etc.
Recuerda que Jesucristo siempre tiene un propósito con lo que nos pasa. El sabía lo que estaba sucediendo y hasta donde el tenia que esperar. Sabes hasta cuando espero Jesús…hasta que lázaro murió. V 11-13 “Dicho esto, les dijo después: Nuestro amigo Lázaro duerme; mas voy para despertarle. 11:12 Dijeron entonces sus discípulos: Señor, si duerme, sanará.
11:13 Pero Jesús decía esto de la muerte de Lázaro; y ellos pensaron que hablaba del reposar del sueño.
Los mismos discípulos no lo podían creer ni entender lo que estaba pasando. Jesús les tuvo que decir claramente que lázaro murió. V 14 “Entonces Jesús les dijo claramente: Lázaro ha muerto;
Muchas veces nos parece increíble lo que nos está pasando no lo podemos entender, no lo podemos creer. Recriminamos. María a lo mejor se cuestiono ella misma. Y yo que le di todo a Jesús. Muchas veces también nosotros también creemos que por ir al culto o leer la biblia ya le hemos dado todo. V 2 “(María, cuyo hermano Lázaro estaba enfermo, fue la que ungió al Señor con perfume, y le enjugó los pies con sus cabellos.)
Por fin apareció Jesús pero ya para que, lázaro completaba cuatro días de estar muerto. Parece que llego muy tarde, al menos esos es lo que lo que muchas veces pensamos cuando las cosas no salen como queremos. V 17 “Vino, pues, Jesús, y halló que hacía ya cuatro días que Lázaro estaba en el sepulcro.
Muchas veces lo único que hacemos es lamentarnos. Si Dios me hubiera ayudado, si Dios me hubiera escuchado. V 21 “Y Marta dijo a Jesús: Señor, si hubieses estado aquí, mi hermano no habría muerto.
Cuando Jesús se tarda nuestra Esperanza desaparece, creemos que ya no hay nada que hacer. V 39 “Dijo Jesús: Quitad la piedra. Marta, la hermana del que había muerto, le dijo: Señor, hiede ya, porque es de cuatro días
Pero sabes que es lo más maravilloso, para Jesucristo no hay nada imposible puede darle vida a los muertos y puede hacer algo nuevo aun de las ruinas. V 40 “Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?
Aunque todo parecía perdido el muerto ya estaba descompuesto pero Jesucristo le dio vida y restauro su carne. V 43-44 “Y habiendo dicho esto, clamó a gran voz: ¡Lázaro, ven fuera! 
11:44 Y el que había muerto salió, atadas las manos y los pies con vendas, y el rostro envuelto en un sudario. Jesús les dijo: Desatadle, y dejadle ir.” No importa por lo que estés pasando Jesucristo quiere y puede ayudarte tan solo ten paciencia nunca te desanimes.
Muchas veces Jesús se tarda para probar en nosotros:
1. La fe. Los mismos discípulos no creían del todo. La lección no solo era para las hermanas de lázaro también era para los discípulos. V 15 “y me alegro por vosotros, de no haber estado allí, para que creáis; mas vamos a él.
2. Nuestro Amor. Las hermanas de lázaro no cambiaron con Jesús ellas seguían creyendo. En que Jesús era el hijo de Dios. V 27 “Le dijo: Sí, Señor; yo he creído que tú eres el Cristo, el Hijo de Dios, que has venido al mundo.
3. La obediencia. Aunque las hermanas de Jesús consideraban que su hermano ya olía mal obedecieron e hicieron quitar la piedra que tapaba la cueva.  V 41 “Entonces quitaron la piedra de donde había sido puesto el muerto. Y Jesús, alzando los ojos a lo alto, dijo: Padre, gracias te doy por haberme oído.

Aunque para nosotros tal vez Cristo se demora el siempre llega a tiempo en el momento adecuado, lo que nos pasa es porque él tiene un propósito en nuestra vida nunca te desanimes sigue siempre adelante pronto Cristo responderá a tu clamor.



Contribuye con nuestro ministerio. Con tu ofrenda podemos llegar a más personas con el evangelio de salvación. CONTÁCTANOS.